El Sindicato de Enfermería (SATSE) ha informado de que considera que la gran “asignatura pendiente” de la Atención Especializada de España es reconocer las “especialmente difíciles condiciones laborales” que tienen las enfermeras en los hospitales, como el trabajar a turnos, por la noche o cualquier domingo o festivo, lo que altera permanentemente su ciclo biológico.

Esta organización sindical recalca que, después de agravarse las condiciones laborales de las enfermeras que trabajan en los centros hospitalarios durante los años de crisis, los distintos servicios de salud “no han movido ni solo un dedo” para “compensar de manera justa las penosas condiciones laborales de un colectivo profesional cuyo salario base es de unos 1.000 euros al mes”.

Por un lado, SATSE recalca que los profesionales de Enfermería que trabajan en los hospitales son considerados “de forma errónea e inaceptable” por la Administración como “profesionales para todo”, trabajando a turnos, de noche y durante los domingos y festivos, “lo que conlleva un innegable desgaste físico y psíquico, al tiempo que dificulta enormemente la conciliación de la vida personal y laboral”.

Según este sindicato, todas estas condiciones laborales reciben una compensación económica claramente insuficiente. Así, una enfermera cobra tres euros por cada hora de trabajo nocturno, cantidad que se reduce a dos euros si trabaja más de 70 horas al mes de noche, pone de manifiesto.

“En la actualidad, todos los hospitales cuentan con enfermeros y enfermeras que sufren una gravosa sobrecarga de trabajo que les lleva a tener que atender hasta el triple de pacientes de los recomendados, lo que repercute negativamente en la atención al paciente y también en la seguridad y salud de los propios profesionales”, concluye SATSE.