La planta de hospitalización de la Unidad de Lesionados Medulares del Complejo Hospitalario Universitario Insular-Materno Infantil, centro adscrito a la Consejería de Sanidad del Gobierno de Canarias, ha logrado reducir a cero las úlceras por presión.

La Unidad de Lesionados Medulares proporciona a los pacientes una rehabilitación integral con unos cuidados de Enfermería que engloban: higiene, hidratación, dieta, cambios posturales cada dos o tres horas, control de incontinencias y liberar la presión del apoyo cuando el paciente está sentado.

Los profesionales se encargan de instruir al paciente, al familiar y al cuidador, para evitar las úlceras por presión, para ello el Complejo Hospitalario imparte talleres de Formación Continuada para todo el personal sanitario y sesiones en la Escuela de Pacientes.

La Unidad de Lesionados Medulares (ULM) del Complejo Hospitalario Universitario Insular Materno Infantil, que inició su funcionamiento en el año 2000, es unidad de referencia para Canarias.

En el año 2018, esta Unidad asistencial, docente e investigadora recibió el reconocimiento del Sistema de Gestión de Calidad ISO 9001:2015.